Gluubo
Gluubo » Recorre el Danubio en bicicleta y disfruta de paisajes espectaculares

Recorre el Danubio en bicicleta y disfruta de paisajes espectaculares

Danubio en bicicleta

Recorre el Danubio en bicicleta, una ruta en la que disfrutarás de paisajes y lugares maravillosos a baja velocidad, sintiendo como los pedales y las ruedas de tu vehículo se adentran en nuevas tierras por descubrir. Un viaje para practicar deporte mientras te enriqueces de experiencias culturales y geográficas.

 

La ruta del Danubio en bicicleta

El Danubio es un río europeo de miles de kilómetros que recorre varios países: Alemania, Austria, Eslovaquia, Hungría, Croacia, Serbia, Rumania, Bulgaria, Moldavia y Ucrania, hasta desembocar en el Mar negro. Su longitud total es de 2857 kilómetros y es una de las rutas cicloturistas más famosas del mundo.

La ruta del Danubio en bici se puede hacer de forma organizada, con agencias especializadas en organizar viajes en bicicleta como es Tee Travel. Estas agencias te permiten hacer la reserva de tu bicicleta para tenerla a punto el día de tu llegada. Aunque también te permiten llevar tu propia bici. Una de las ventajas de ir con agencia es que si tienes algún inconveniente con la bicicleta responden en todo momento para que no te quedes colgado. Además, te ofrecen bicicletas de diferentes tipos y tamaños, así como vehículos eléctricos y toda la equipación de seguridad que sea necesaria para el recorrido.

Aunque el viaje sea organizado, el recorrido lo puedes hacer a tu aire y a tu propio ritmo. Puedes parar donde quieras y disfrutar de los paisajes el tiempo que necesites en cada momento. Además, paseas en bicicleta libre de carga. La agencia se encarga de transportar el equipaje por ti de punto en punto del recorrido.

 

Danubio en bicicleta
Danubio en bicicleta – Castillo Hohenzollern Sigmaringen (Alemania)

Tipos de Rutas, Recorrido y alojamiento

Existen diferentes rutas preparadas para todo tipo de perfiles: rutas para familias, rutas atléticas, rutas paisajísticas… Depende de la ruta que elijas podrás combinar tu viaje con paseos en barco y trayectos en tren. Las sendas y caminos que bordean el río Danubio están perfectamente señalizadas para que no te pierdas. Las etapas en bici son cómodas, seguras y tranquilas. De hecho, el recorrido es esencialmente llano y está preparado para cicloturistas. Ten en cuenta también que, en varias ocasiones, puede que sea necesario apartarse del río para que tengas la oportunidad de ver lugares de gran interés turístico.

Con respecto a los alojamientos, suelen ubicarse a orillas del río o en pueblos rurales cercanos para que mantengas el rumbo en todo momento. Los alojamientos son confortables, disponen de un espacio reservado para guardar las bicicletas y disponen de menús para degustar la gastronomía local.

Si estás pensando en cuál es la mejor fecha para realizar este tipo de viajes, está claro que el clima de verano jugará más a tu favor. Pero también tienes que tener en cuenta que en esa época habrá más gente, especialmente en los tramos más populares. Lo que sí es seguro es que se trata de una experiencia única para disfrutar en familia, con amigos, con tu pareja e incluso para conocer nuevas amistades.

 

Danubio en bicicleta
Danubio en bicicleta -Castillo de Schönbühel, Wachau (Austria)

Diario de viaje

Aquí te dejamos el diario de viaje de una de nuestras seguidoras para que puedas leer su vivencia y sus impresiones. Te animamos a que compartas tus experiencias viajeras con nosotros. 🙂

 

Viernes, 1 de septiembre de 2017  10 a.m.

Es el día y la hora indicada, en unos minutos mi pareja y yo tomaremos rumbo a la frontera de Alemania con Austria, pero este año no iremos de turisteo propiamente dicho, ¡vamos a vivir una experiencia única e irrepetible! Recorreremos el cauce del Danubio en bicicleta, viaje que nos han recomendado muchos amigos y que al parecer, cada vez es más popular. Estamos muy emocionados, ya que veremos paisajes y lugares maravillosos de los que solo se pueden ver a baja velocidad, y sintiendo cómo los pedales y las ruedas de tu vehículo, se mezclan con la nueva tierra a descubrir… Hemos escogido la ruta que comienza desde Passau y que llega hasta Viena, concretamente la ruta de modalidad atlética, con una duración de 6 días, pero también nos informamos de otras maneras de vivir esta experiencia, como por ejemplo en familia con niños o una ruta alternando bicicleta y barco…Hemos estado leyendo mucho sobre Austria o República de Austria,  Estado que pertenece a la Unión Europea (destino muy preciado por los españoles), concretamente sus fronteras limitan con la República Checa, Alemania, Eslovaquia, Hungría, Eslovenia, Italia, Suiza y Liechtensein. Tantos son los países con los que colinda que, con los diferentes trayectos para recorrer el Danubio, podemos ver en una semana partes de Eslovaquia y Hungría, como Bratislava y Budapest respectivamente. ¡Estamos deseosos de llegar y comenzar! Shhh…Ya están anunciando nuestro vuelo. ¡Yeah! Comienza la A V E N T U R A…

 

Domingo, 3 de septiembre  6 a.m.

¡Qué bien nos sentimos en Passau! La llamada “ciudad de los tres ríos…”, hemos podido ver el color cambiante de los tres cauces de agua, un amable habitante del lugar nos llevó al enclave justo para vislumbrar este maravilloso hecho…Parece, hace un siglo que dejamos Córdoba y sus más de 40 grados en el mes de septiembre…Ayer disfrutamos de una travesía en barco alrededor de los tres ríos del Passau, y aprovechamos para recoger nuestras bicicletas, ¡así que ya estamos listos para salir hacia el valle de Eferdinger! Nos esperan 70 km de puro disfrute…Tenemos las cámaras a tope de batería y cuatro tarjetas de 16 GB…Además, nos hemos comprado en un lugar muy auténtico austriaco un Backhendl Salat (o ensalada de pollo, para entendernos), a fin de poder disfrutar además, de la auténtica gastronomía de esta tierra…¡Mientras seguimos con nuestra súper ruta¡

9 p.m.

¡Bien! Ya estamos en nuestro hotelito…Hemos podido ver el meandro de Schlögen y no nos hemos podido resistir a subir al mirador… Nos hemos quedado sin palabras…¡Cuánta belleza natural! Cuando le brindas a tus ojos la oportunidad de observar esta realidad paisajística, te das cuenta de lo maravilloso que es Vivir. Hemos tenido que coger un ferry, con el que hemos cruzado el Danubio para continuar pedaleando por el pintoresco pueblo de Aschach…Ahora haremos noche en… ¡Brandstatt!

 

Lunes, 4 de septiembre 7 a.m.

Hoy seguimos con el horario de querer disfrutar lo antes posible de la ruta en bici, y aunque nos duelen mucho las piernas por el esfuerzo, tenemos clarísimo que hoy también merecerá la pena pedalear…(Y respirar). Nos esperan por delante 86 maravillosos kilómetros hasta llegar a Strudengau. Pasaremos por Linz y visitaremos Grein y su impresionante castillo, además no nos podremos perder el teatro más antiguo de Austria sito en esa misma ciudad, es un lugar que nos han recomendado a lo largo de todo el viaje.

9 p.m.

¡Ha sido otro día maravilloso! De nuevo ya hemos dejado las bicicletas en el hotel de hoy, no sin antes haber tomado un café y un dulce en el recomendadísimo café Schörgi, con un asentamiento privilegiado frente a nuestro querido río Danubio.  Nos vamos pronto a dormir tras una cena ligera, pues mañana madrugaremos un poco más…

 

Martes, 5 de septiembre 5 a.m.

¿Qué por qué nos hemos despertado a esta hora? ¡Hoy nos depara la ruta más larga de todas las realizadas, nada más y nada menos que…90 km por delante! Nos despedimos de Strudengau para dirigirnos a la ciudad de Krems. ¡Comenzamos!

5 p.m.

¡Ya hemos llegado a Krems!  Tendríais que haber visto el monumento creado como tributo a los Nibelungos, y la casa donde nació el artista Óscar Kokoschkra, ¡impresionante!

La ruta de hoy en general ha sido tan romántica como la película ‘Un paseo por las nubes’, por las colinas y viñedos de Wachau…Hemos visitado las ruinas del precioso pueblo de Dürnstein, y visitado la cárcel donde estuvo Ricardo Corazón de León (rey de Inglaterra entre los años 1189 y 1199), así que ahora nos tomaremos nuestro merecido descanso en Krems…

¡Yuju! ¡Mañana llegaremos a Viena! Estamos deseando ver la Biblioteca Nacional de Austria…

 

Miércoles, 6 de septiembre 8 a.m.

Hoy necesitábamos descansar más de lo habitual, y tras un copioso desayuno donde hemos incluido alimentos típicos de este momento del día, tales como Semmeln (un bollo de pan que puede estar relleno de pasas, naranja o limón), mantequilla, café y té, muesli, embutidos (salchichas, chorizo, mortadela, etc.), huevos duros, mermelada y zumo de naranja. ¡Rico, rico!

Hinchados pero animados, nos adentramos con nuestras bicicletas a través de los campos de Tullner, pasando por los bosques de Viena y sus preciosas colinas, hemos tenido que parar en el castillo de Greufenstein, maravillados por sus puntiagudas torres. Y casi sin darnos cuenta, hemos pedaleado lentamente hasta la ciudad del Valls…Ya estamos en Viena.  A partir de aquí aparcaremos nuestros amigos vehículos que nos han otorgado la posibilidad de saborear mediante nuestro cuerpo en movimiento,  cada metro de la ribera de este precioso río, que es el Danubio, y que nos ha hecho desembocar en la preciosa ciudad de Viena. En este lugar pasaremos 3 días más, donde podremos visitar los lugares más típicos, como el Palacio Schönbrunn y Belvedere, el Reloj Anker, el mercado de Naschmarkt donde comprar fruta y verdura fresca, la Ópera de Viena, etc… Y también donde podremos degustar cocina tradicional…Platos clásicos son el Wiener Schnitzel (escalope de ternera empanada), Tafelspitz (carne de buey cocida), Forelle nach Müllerin Art, Knödel (albóndigas de sémola de trigo), etc…Antes de llegar de nuevo al hogar.

Sintiéndolo mucho, nos despedimos, esperando de todo corazón que os animéis a realizar esta ruta u otras del estilo (de diferentes modalidades), que muchas agencias y hoteles ofrecen, para caminar al lado de una fuente tan viva como es el río Danubio…

Auf Wiedersehen ¡!!

 

¿Qué te parecen este tipo de aventuras? ¿has hecho ya alguna vez turismo en bicicleta?

Si te ha gustado este post, puedes compartirlo con un amigo.

Escríbenos tus comentarios

Suscríbete a nuestro Boletín