Gluubo

Hospédate en el centro histórico de Palma: Un viaje en el tiempo

que ver en Palma de Mallorca

Palma de Mallorca, la capital de la isla balear, es un destino que combina a la perfección su rica historia con la modernidad de hoy. Si estás buscando una experiencia única, sumérgete en el centro histórico de Palma y descubre un viaje en el tiempo a través de sus puntos turísticos, monumentos y herencia árabe.

Hospedarte en un hotel boutique en Palma en pleno corazón de la ciudad te permitirá vivir la magia de su pasado mientras disfrutas de la comodidad del presente. Embárcate en rutas históricas que te guiarán por callejuelas empedradas y plazas encantadoras, desvelando secretos centenarios.

Qué ver y hacer en Palma

Descubrir Palma de Mallorca es un regalo para los sentidos, donde la historia, la cultura y el encanto mediterráneo se entrelazan de manera única. Aquí te presentamos una selección de actividades para disfrutar al máximo de esta ciudad:

#1 Explora puntos turísticos emblemáticos: La Catedral de Palma y la Almudaina

En el corazón de Palma de Mallorca se encuentran dos tesoros arquitectónicos que narran la historia y la grandeza de la ciudad: la majestuosa Catedral de Palma y el imponente Palacio Real de la Almudaina.

  • La Catedral de Palma: También conocida como La Seu, la Catedral de Palma es un impresionante ejemplo de arquitectura gótica. Su fachada con rosetones y esbeltos pináculos deja a los visitantes asombrados desde el primer momento. El interior, con su luminosa nave central, altas columnas y detalles góticos, crea una atmósfera única. No te pierdas la capilla del Santísimo, donde el juego de luces y sombras es un espectáculo en sí mismo. Además, el museo de la catedral alberga una colección de tesoros eclesiásticos y arte sacro que cuentan la historia de la fe en la isla.
  • El Palacio Real de la Almudaina: Justo al lado de la Catedral se encuentra el Palacio Real de la Almudaina, un edificio que atestigua el pasado histórico de Palma. Desde su construcción en época musulmana hasta su reconversión en residencia real, este palacio ha sido testigo de múltiples épocas y cambios. Explora sus salones con una interesante mezcla de estilos arquitectónicos y sus patios rodeados de murallas. La majestuosidad de la Almudaina te transportará en el tiempo a través de los siglos.

#2 Playas y calas: Aprovecha el clima mediterráneo

El clima mediterráneo de Palma brinda la oportunidad perfecta para disfrutar de sus hermosas playas y calas. Desde extensas playas urbanas hasta recónditas calas de aguas cristalinas, la costa mallorquina ofrece un paraíso para los amantes del sol y el mar.

  • Playa de Palma: Sol y diversión urbana La Playa de Palma es el epicentro del entretenimiento playero. Sus arenas doradas y aguas tranquilas la convierten en un lugar ideal para pasar el día. Con una amplia gama de restaurantes, bares y actividades acuáticas, esta playa es un refugio para aquellos que buscan disfrutar del sol y la diversión en un ambiente animado.
  • Explora las calas idílicas Para aquellos que buscan la tranquilidad y la belleza natural, las calas cercanas a Palma son un tesoro por descubrir. Cala Major es una opción popular, con su playa rodeada de acantilados y vegetación exuberante. Cala Estància es otra joya escondida, perfecta para nadar y bucear en aguas cristalinas.
  • La Belleza de Cala Portals Vells Cala Portals Vells es un rincón de ensueño, con aguas turquesas y arenas blancas que contrastan con la vegetación circundante. Sus tres calas ofrecen opciones para todos los gustos, desde familias hasta aquellos que buscan un rincón más tranquilo para relajarse.
  • Un Paraje Natural: Cala Blava Cala Blava es una cala de arena dorada y aguas tranquilas rodeada de pinos y rocas. Este entorno natural es perfecto para un día de relax en la playa y exploración marina.
  • Cala Pi: Un lugar Pintoresco Cala Pi es famosa por su playa de arena blanca en forma de media luna y sus aguas cristalinas. Rodeada de acantilados, esta cala ofrece una belleza pintoresca que captura la esencia de la costa mediterránea.

#3 Sumérgete en rutas históricas y modernidad: Plazas, calles y cultura

Recorrer las calles y plazas de Palma es embarcarse en un viaje a través del tiempo, donde la historia y la modernidad se entrelazan en un escenario cautivador. Palma es un museo al aire libre, donde cada rincón guarda secretos de siglos pasados y destellos de la vida contemporánea. Sumérgete en este fascinante contraste de épocas y descubre la esencia misma de la ciudad.

  • El Encanto del Casco Antiguo El corazón histórico de Palma es un laberinto de calles empedradas, arcos y plazas adoquinadas que cuentan la historia de la isla. La Plaza Mayor es el epicentro, rodeada de edificios antiguos y llenos de vida. A medida que exploras las callejuelas, encontrarás pequeñas plazas como la Plaça Cort y la Plaça de Santa Eulàlia, cada una con su propio encanto.
  • Modernidad en Paseo del Borne El Paseo del Borne es un punto de encuentro entre la historia y la modernidad. Aquí, las tiendas de diseñadores internacionales se mezclan con edificios históricos. Disfruta de un agradable paseo y admira la arquitectura ecléctica que te rodea.
  • Cultura en Cada Esquina La cultura es omnipresente en Palma. El Centro Cultural Sa Nostra ofrece exposiciones de arte contemporáneo, mientras que la Fundació Pilar i Joan Miró alberga obras del renombrado artista surrealista. En el barrio de La Lonja, encontrarás galerías de arte y estudios de artistas locales.
  • El Abrazo del Mar en Paseo Marítimo Palma también abraza el mar con el Paseo Marítimo, un bulevar que recorre la costa y ofrece vistas panorámicas del Mediterráneo. Este paseo moderno es un espacio perfecto para disfrutar de restaurantes, bares y boutiques.
  • Arquitectura Emblemática La arquitectura de Palma es un testimonio de su rica historia. La Catedral de Palma, conocida como La Seu, es un ejemplo icónico de arquitectura gótica. Mientras que el Castillo de Bellver ofrece vistas panorámicas de la ciudad.

#4 Degusta la gastronomía mallorquina: Un festín de sabores mediterráneos

La gastronomía mallorquina es un verdadero reflejo de la riqueza y diversidad de la isla. Cada plato cuenta una historia de tradiciones ancestrales y la influencia del mar Mediterráneo. Desde sabores intensos hasta recetas que han pasado de generación en generación, Mallorca te invita a un viaje culinario que satisfará todos tus sentidos.

  • Platos de mar y tierra: La ubicación privilegiada de Mallorca junto al mar se traduce en una abundante oferta de pescados y mariscos frescos. Desde la emblemática «Sobrasada» y los «Embutidos» hasta el famoso «Frit Mallorquí», la cocina mallorquina combina ingredientes locales con técnicas tradicionales para crear auténticos manjares.
  • El encanto de las tascas y los mercados: Para sumergirse en la autenticidad de la gastronomía mallorquina, no puedes dejar de visitar las «tascas», pequeños bares locales que sirven tapas y platos típicos. Además, los mercados como el Mercat de l’Olivar en Palma son verdaderos paraísos de productos frescos donde podrás degustar delicias locales.
  • Postres y dulces únicos: La repostería mallorquina es conocida por sus deliciosos postres que hacen agua la boca. Las famosas «Ensaïmadas» son un ícono de la isla y se pueden encontrar en todas partes. Otros dulces como «Coca de Patata» y «Gató de Almendra» son irresistibles.
  • Vinos y bebidas: La producción de vino en Mallorca ha experimentado un renacimiento en los últimos años, y la isla ofrece una selección de vinos tintos, blancos y rosados que complementan a la perfección la experiencia gastronómica. No dejes de probar el «Hierbas», un licor tradicional mallorquín.
  • Experiencias culinarias únicas: En Mallorca, la gastronomía es mucho más que una simple comida; es una experiencia. Participa en «Tast Això», una ruta de tapas en Palma que te permitirá probar una variedad de platos en distintos establecimientos. También puedes unirte a una «Ruta del Vino» para explorar bodegas y viñedos.

Si deseas sumergirte en la auténtica experiencia gastronómica de Palma de Mallorca, no puedes dejar de explorar los encantadores restaurantes que esta ciudad tiene para ofrecer. Desde delicias tradicionales hasta creaciones culinarias innovadoras, los restaurantes con encanto en Palma de Mallorca te brindarán un festín para tus sentidos.

Hospedaje en el corazón de la historia: Hotel Boutique en Palma

¿Qué mejor manera de experimentar la esencia del centro histórico que hospedándote en el encantador hotel boutique Posada Terra Santa?

El Posada Terra Santa es un verdadero tesoro oculto en el centro histórico de Palma, residiendo en una majestuosa mansión mallorquina de 1576 que ha sido meticulosamente transformada en un lujoso y tranquilo hotel boutique de cuatro estrellas.

Cada estancia de la Posada garantiza una comodidad y servicios de alta calidad, como wifi de alta velocidad, servicio de bar, desayuno buffet, gimnasio, spa, solárium y piscina climatizada, entre otros. El edificio cuenta con un patio de estilo gótico que ha sido restaurado con elementos renacentistas, preservando su autenticidad original. El diseño interior combina atractivamente elementos clásicos y modernos.

En la planta baja, el restaurante se erige con impresionantes arcos góticos del siglo XV. Aquí, los huéspedes pueden deleitarse con un exquisito desayuno buffet y opciones a la carta en un amplio salón con diversas zonas.

La atención hacia los huéspedes es cálida y de alta calidad, convirtiendo al Posada Terra Santa en un refugio sereno donde se puede encontrar la paz y la tranquilidad necesarias durante una escapada.

Como has visto, hospedarse en el centro histórico de Palma es un viaje en el tiempo que te permite descubrir los monumentos, puntos turísticos y la influencia árabe de la ciudad. Desde hoteles boutique hasta rutas históricas y una mezcla perfecta de pasado y presente, Palma te invita a vivir una experiencia única llena de encanto y autenticidad.

Escríbenos tus comentarios